Donald Trump parece que el tono de su campaña electoral le está pasando factura. El coste de sus declaraciones rimbombantes y sin medias tintas es bastante alto. Si a esto se le suma el escándalo reciente del vídeo con declaraciones sexistas del candidato presidencial republicano (por el que ha sido criticado hasta desde dentro de su partido), que fue divulgado por The Washington Post, las consecuencias son aún más drásticas.

Las reservas en hoteles del grupo Trump han caído casi un 60% durante la primera mitad de 2016, según un informe de la empresa de viajes on-line Hipmunk. El sitio mide el porcentaje de reservas Trump dentro de su mercado norteamericano y compara la estadística con el año anterior. La empresa adjudica como primer motivo del descenso de las reservas a la postura y apariciones públicas de Trump en el tramo final hacia las elecciones presidenciales norteamericanas, que se celebrarán el próximo 8 de noviembre.

En los primeros tres meses de 2006, las reservas cayeron un 59,36% en comparación con el trimestre anterior (el último de 2015), y para el segundo trimestre de este año, el grupo sufrió un descenso del 57,46%, según Hipmunk.

“La proporción de las reservas en los hoteles Trump es sustancialmente menor en el primer semestre de 2016 que el mismo periodo de tiempo de 2015″, ha señalado Adam Goldstein, CEO de Hipmunk. Sus declaraciones han tenido mucho eco en la prensa de EEUU, aunque el candidato republicano ha preferido hasta el momento no referirse a este tema.

Fuente:http://www.lainformacion.com/