La compañía naviera noruega presenta para la nueva temporada un nuevo itinerario desde Miami hasta Halifax, capital histórica y cultural de la zona atlántica de Canadá, con dos salidas: 10 de abril y 8 de octubre

A bordo del MS Fram, el huésped tendrá la oportunidad de disfrutar de destinos como Miami, Charleston, Nueva York y Boston, en un recorrido de 2.500 kilómetros de historia, cultura y belleza.

 

 

 En 1896, Hurtigruten inaugura la “Ruta Deportiva” entre Hammerfest y Spitsbergen con el DS Lofoten, el primer viaje de exploración realizado de la mano del capitán Richard With. En esta nueva temporada, el buque insignia de la compañía, MS Fram, surcará por primera vez las aguas de la costa norteamericana con su itinerario “Tesoros de la costa americana”, comenzando su recorrido en Miami y terminando en Halifax, la capital histórica y cultural de la zona atlántica de Canadá, con dos salidas programadas en 2018: 10 de abril y 8 de octubre.

 

La expedición comienza en la ciudad de Miami, reconocida por el glamour, el Art Déco y sus espectaculares playas, además de las influencias de América Latina, el Caribe, Asia y Europa. Será en este punto donde el pasajero embarque en el MS Fram, momento en el que se pondrá rumbo norte a lo largo de la costa americana. Mientras se navega, el huésped está invitado a participar en el programa de conferencias sobre los lugares que se visitará, el cambio climático y los desafíos medioambientales a los que se enfrenta el océano. Una buena forma de concienciarse y coger fuerza para la gran experiencia a bordo.

 

En el tercer día de navegación, el buque insignia atracará en El viejo Sur, Charleston, la segunda ciudad más poblada de Carolina del Sur conocida por ser el lugar donde se realizó el primer tiro de la Guerra Civil y donde se visitará la única plantación urbana que pervive en la ciudad. Una vez a bordo, el huésped tendrá la oportunidad de relajarse observando el espectacular paisaje en cubierta, sus salones panorámicos o, incluso, asistir a conferencias donde aprender aún más de Hurtigruten y sus destinos.

 

Dos de los momentos más espectaculares que se vivirán a bordo rumbo a Nueva York, serán, primero, cuando el MS Fram se aproxime y navegue frente a la gran Estatua de la Libertad  y cuando realice la escala para que todos los huéspedes puedan contemplar la belleza de la ciudad. Cruzar el puente de Brooklyn, descubrir Little Italy, acudir a Times Square y dejarse seducir por el Empire State Building serán algunos de los indispensables con los que cumplir uno de los grandes sueños de cualquier viajero.

 

Posteriormente, el pasajero podrá disfrutar de la pieza clave de la corona costera de Nueva Inglaterra, Newport, fundada en 1639; visitar la Cuna de la Libertad, Boston, donde recorrer el Sendero de la Libertad, sentir el espíritu revolucionario y la historia de la ciudad, observar el parque Boston Common, el Monumento Bunker Hill y Harvard, la universidad más antigua de los Estados Unidos; y el estado costero de Maine: Rockland, Bucksport o Bar Harbour en Penobcot Bay.

 

Además, los capitanes junto con los líderes de la expedición de Hurtigruten y los expertos locales realizarán diferentes paradas en lugares donde otros cruceros no pueden desembarcar, y los pasajeros podrán seguir disfrutando del viaje con paseos, con actividades como el kayaking, la observación de la fauna salvaje o la  visita a las diferentes comunidades, entre muchas otras. La salida de exploración llega a su fin en Halifax, capital histórica y cultural de la zona atlántica de Canadá, donde se fusiona la antigüedad con la modernidad.