Aún estás a tiempo de reservar tu viaje de verano soñado con Le Boat

 

Con junio a la vuelta de la esquina, las vacaciones de verano se ven cada vez más cerca y con ellas las ganas de disfrutar de nuevas experiencias y visitar asombrosos lugares. Uno de ellos es el Canal Du Midi, una hermosa vía navegable del sur de Francia declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. ¿Y cuál es la mejor forma de verlo? A bordo de Le Boat, la compañía líder de navegación fluvial sin necesidad de licencia o experiencia previa, por supuesto.

La primavera ya tiene fecha de caducidad y a medida que pasan las horas, el sabor del verano se hace más presente en nuestros paladares. Toca pensar en la próxima escapada, y si todavía no la has planeado pero no quieres renunciar a algo especial, el Canal Du Midi es tu destino ideal. ¿Por qué? No solo está a un paso de casa en el sur de nuestro país vecino, sino que, además, es un lugar lleno de historia declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO con multitud ciudades medievales, pueblos cátaros, castillos, abadías y otras muchas obras de arte. Y, por si fuera poco, recorre una de las regiones francesas con más tradición de vino: el Languedoc. No en vano es el destino Le Boat preferido por los españoles.

QUÉ VER EN TU TRAVESÍA POR EL CANAL DU MIDI

-Recorre la historia a pie de canal

A medida que recorres el canal, ciudades como Carcasona o Narbona son de parada obligatoria. En ellas podrás recorrer la historia a través de sus numerosos monumentos. Imprescindible visitar el castillo medieval de Carcasona o sus fantásticos festivales de verano y parques temáticos. Tampoco debes perder de vista Narbona que, a pocos kilómetros de la costa mediterránea, es una de las ciudades más antiguas y encantadoras de Francia. Allí no solo disfrutarás del sol y la playa, sino que también tendrás ocasión de dejarte sorprender por los maravillosos restos romanos que se conservan.

-Una ruta para los amantes del vino

Una de las ventajas de navegar por el Canal Du Midi, también conocido como el “canal de los dos Mares”, es que podrás disfrutar de un apacible viaje entre los frondosos viñedos de la antigua región del Languedoc-Rosellón, una tierra ideal para el cultivo de la vid con 320 días de sol al año y más de 28 siglos de tradición vinícola. Allí, los amantes del vino disfrutarán más que nadie visitando las numerosas bodegas y viñedos de la zona, como el Château de Paraza, guardián de una tradición vitícola ancestral, y degustando los distintos tipos de vino de la región, que actualmente produce alrededor de 2.000 millones de botellas al año.

-Un viaje para disfrutar con los cinco sentidos

El Canal Du Midi es un destino apto para todo tipo de perfiles, desde el viajero más deportista hasta el aventurero, pasando por el amante del arte y la historia o el que busca probar cosas nuevas. ¿Y lo mejor? Puedes hacerlo todo en un mismo viaje. Atraca el barco junto a una hermosa ciudad medieval como Carcasona, coge la bici y pedalea hasta una de las cafeterías más concurridas, como La Raffinerie en Béziers, degusta los vinos de la bodega de Ventenac y no dejes de probar la exquisita “cassoulet” de Castelnaudary. Un viaje para los cinco sentidos.

ELIGE TU PROPIO BARCO

¿Quieres navegar tú mismo? Dentro de la flota Le Boat hay un barco para ti, que tú mismo puedes capitanear sin necesidad de licencia o experiencia previa. Solo tienes que escoger tus preferencias:

– Magnifique: Es el barco perfecto para las familias ya que puede acoger hasta 10 personas… ¡3 generaciones pueden subir a bordo!

– Horizon 4, el barco perfecto para los grupos grandes o las grandes familias. Cumple con todos los requisitos en cuanto a espacio, facilidad de maniobras, accesibilidad y equipamientos a bordo.

– Elegance, comodidad y elegancia en un amplio barco de tres camarotes.

– Caprice, sin duda uno de nuestros barcos preferidos, ya que el salón y la cubierta está muy bien comunicados y es muy fácil moverse por todo el barco

Conoce aquí más detalles sobre la flota Le Boat, que cuenta con 24 bases en Francia, 13 en Europa y una en Canadá.